Tips indispensables para poder viajar por Europa sin gastar mucho dinero

Laura ODogherty actividad física barato consejo europa maravillas ocio tips turismo viajar viajar a europa

Viajar por Europa ha llegado a ser el sueño de muchas personas. ¿Quién no se ha preguntado cómo sería caminar por los Campos Elíseos de París, tomarse unas cañas en Madrid, pasear por los canales de Ámsterdam o relajarse en los paisajes de la Toscana italiana? 

Si uno voltea a ver los precios que un viaje así representa, se puede decaer pensando que no es posible pagarlo… pero, en realidad existen muchas formas de hacerlo mucho más barato de lo que uno imaginaría. Aquí hay algunos tips para tener un viaje europeo de la forma más económica posible:

  1. Busca descuentos en el avión: Un viaje redondo a Europa puede llegar a los mil dólares, pero comprando los boletos con meses de anticipación y buscando cuidadosamente en las páginas de vuelos, es posible encontrar boletos 30, 40 o hasta 50 por ciento más baratos, sólo hay que tener paciencia (y asumir que vas a hacer escalas en países que nunca pensabas visitar).
  1. Ahorra en el hospedaje: Otra de las inversiones caras de este tipo de viajes son los hospedajes, pero seamos honestos, estás en Europa, no vas al otro lado del mundo para estar en un cuarto de hotel. Los hostales siguen siendo la mejor opción para viajeros jóvenes, variando en precios desde los 10-20 euros la noche. Además, conocerás gente de todo el mundo, igual y hasta terminas haciendo algún amigo que te pueda dar hospedaje gratis en algún otro lugar del continente.
  1. Aléjate de las ciudades grandes: Por supuesto que el sueño es conocer Londres, París o Barcelona, ¿o no? Pero la realidad es que las ciudades más turísticas también son mucho más caras de visitar en todos los sentidos. Explorar ciudades más pequeñas y menos conocidas no sólo será considerablemente más barato, sino que además hará que te lleves gratas sorpresas y conozcas gente mucho más amable que no esté cansada de los turistas.
  1. Utiliza trenes y aerolíneas económicas: El turismo joven tiene mucha fuerza en Europa y por lo mismo, existen descuentos de todo tipo en los viajes de trenes y aviones. Paquetes como el Eurorail y aerolíneas como EasyJet pueden hacer que ahorres mucho dinero. Hay que sacarle el mayor provecho posible a la zona Schengen. 
  1. Busca la comida local: Los restaurantes diseñados para turistas son la trampa económica más grande que hay. En lugar de ir a sitios conocidos, busca restaurantes pequeños y de calle que ofrezcan menús completos. No sólo es la forma más barata de comer en Europa, sino que también es la más cercana a cómo la hacen las personas del país local. Tu turismo gastronómico será lo más acercado a la realidad en la medida de lo posible.
  1. Haz mochileo: El mochileo es muy popular por razones muy obvias. Tener una mochila en donde puedas llevar la totalidad de tus posesiones te ayuda a ahorrar dinero y espacio. Camina en la mayor medida de lo posible (a fin de cuentas, qué mejor forma de ver una ciudad que caminando por ella) y por sobre todas las cosas, evita utilizar taxis, la gran mayoría de las ciudades europeas cuentan con sistemas de transporte público sumamente eficientes.
  1. Europa no sólo es las películas: Nadie duda de las bellezas naturales y las icónicas ciudades que tienen países como España, Italia, Francia o Grecia, pero Europa es un continente grande con muchísimas bellezas ocultas. Países menos conocidos como Eslovenia, Lituania o Macedonia del Norte, sólo por decir algunos, también cuentan con parajes increíbles y ciudades históricas y, ya que no son hotspots turísticos, estar en ellos resulta en un gasto económico mucho menor. 

¡Atrévete a expandir tus horizontes y no te quedes sólo con lo mainstream!



Publicación más antigua Publicación más reciente


Dejar un comentario